Cuando abres la cámara frontal por accidente