Mi calzón mojado viendo cómo otra vez amarnece nublado. Wey ya