Tú dices «Haz lo que quieras». Tolkien dice «A tu coraje y tu juicio todo queda encomendado. Haz entonces lo que tu Corazón te indique».

1